Tricotar o no tricotar: ésa es la cuestión

10 oct. 2013



Seguro que os suena de algo la frase con la que he querido empezar este post. 

He pensado que era muy adecuada para comentar la "invasión" de chicas tejiendo en el metro o el autobus, o en bares y parques de muchas ciudades. 

El boom del "hecho a mano" ha supuesto una revolución en todos los sentidos: nuevos patrones, nuevas marcas, nuevos materiales y un abanico de texturas y tipos de lanas a probar.

¿No os parece que hasta hace muy poco cuando se hablaba de tejer, a la mayoría le venía a la mente una imagen como ésta?



Señoras mayores como la ingenua Rose de "Las chicas de oro" , tejiendo con hilo súper fino y agujas aún más delgadas el enésimo jerseicito para el nieto o el tapete para la mesita del salón...

En cambio ahora hemos pasado al otro extremo. El otro día estaba cotilleando una revista de moda y me encuentro este anuncio de Chanel:






Me dio un poco de vergüenza (porqué negarlo) cómo se suponía que tejían las dos súper modelos, estupendas ellas, con agujas de madera y lana súper mullida. Pero la imagen es un buen ejemplo de esta moda tejedora.

Ahora el tricot es moderno y cool y no una tarea propia de abuelitas. Pero no hemos de olvidar que son muchas de estas abuelitas las que nos han enseñado, con paciencia infinita, a tejer nuestra primera bufanda.



No hay comentarios:

Publicar un comentario